Artículo

¿Qué es la cultura organizacional y porqué es importante adoptarla en tu empresa? ¡Implementa ya!

Por Douglas da Silva, Web Content & SEO Associate, LATAM

Publicado 1 Octubre 2020
Última actualización en 1 Octubre 2020

Es muy probable que ya hayas escuchado hablar sobre tener una cultura en la empresa. Sin embargo, ¿usted realmente sabe qué es la cultura organizacional y cuál es su importancia en una empresa?

Podemos decir que la cultura organizacional es lo que asegura toda la estructura de una empresa. Y por eso estamos hablando de la gente, de los liderazgos, de las acciones y todas las estrategias.

Entonces, si quieres saber más sobre qué es la cultura organizacional y cómo implementarla en su empresa, no te pierdas este contenido que ha preparado Zendesk. A continuación te brindamos una guía completa con todo lo que necesitas saber. 

Qué es la cultura organizacional

Cultura organizacional es el concepto que dice respecto al conjunto de hábitos y creencias de una empresa, que se llevan a cabo por medio de normas, valores y actitudes. O sea, tiene relación con cómo la empresa se posiciona y se diferencia en un mercado con mucha competencia.

Y la cultura organizacional está relacionada con la atención al cliente, en cómo la empresa hace negocio y que trato brinda a sus colaboradores.

Según la Pirámide de Maslow — o Jerarquía de las Necesidades Humanas — teoría creada por Abraham Maslow, un psicólogo humanista, no son todas las necesidades humanas que están relacionadas con la cuestión financiera. 

Y, aún de acuerdo con el psicólogo, desarrollamos necesidades y deseos aún más elevados conforme nuestras necesidades de la base de la pirámide se satisfacen.

Por lo tanto, para sanar los deseos de tus colaboradores no solamente un buen sueldo es suficiente, sino es necesario, ofrecer un ambiente que sea agradable. Y eso es posible por medio de la cultura organizacional.

Los elementos principales de la cultura organizacional

Estos son los elementos que hacen parte de la cultura organizacional.

Normas

Las normas son las reglas y estándares establecidos que son aceptados o no. O sea, son los comportamientos que se esperan de los colaboradores de la compañía, así que, lo que no es bien aceptado puede tener castigos.

Un ejemplo son empresas más tradicionales que no aceptan que sus empleados lleguen atrasados y los castigan, mientras startups, en general, aceptan el trabajo remoto.

Presuposición y Creencias

Estos elementos definen algo en que todos creen en la empresa. En general, se relacionan con el propósito de la compañía. Con el tiempo, estas creencias y presuposiciones se interiorizan por la gente de la organización. 

Historias

Son, literalmente, las historias de la organización. O sea, puede ser la buena historia del fundador, eventos que pasaron y generaron buenas historias y todo lo que hace parte de la construcción de la empresa.

Tabús

Los tabús son los temas que se consideran polémicos en la compañía y la sociedad. O sea, son temas que no son muy bien vistos por la empresa, de manera que se evita hablar. En general, son temas como el preconcepto y la diversidad.

Comunicación

Esto dice respecto a toda forma de comunicación de la empresa. Tanto la comunicación de empresa para empleado, cuanto la comunicación entre la gente. O sea, los canales que se utilizan, en lenguaje, la abordaje que sea más adecuada, cómo se comunican con los clientes y también con los fornecedores.

Heroes

Es la gente que representa bién la institución. O sea, es la gente que representa exactamente todos los elementos de la cultura organizacional: valores, normal, comunicación y todo. Puede ser un líder, empleado antiguo o alguién que tiene una trayectoria muy bonita en la empresa.

Valores

Están directamente relacionados con el propósito de la empresa y definen el estándar de comportamiento de la cultura. Ejemplos de valores son: innovación, transparencia, sustentabilidad y etc.  

En general, quien los crea son los líderes y fundadores de la empresa e incluyen la filosofía y las normas. 

Ritos, rituales y ceremonias

Son las acciones que la empresa tiene la tradición de hacer. Tienen el objetivo de mejorar el clima de organización, además de comprometer a los empleados. Pueden ser las fiestas, competencias, reconocimiento de colaboradores o lo que sea.

¿Por qué tener una cultura organizacional fuerte?

Existen una serie de ventajas que tener una cultura organizacional generan a una empresa. A continuación, traemos un listado de algunas. 

1. Imagen fuerte

Tener una cultura que valora los empleados y les ofrece buenas oportunidades fortalece la imagen de la empresa frente al mercado. O sea, construye una marca fuerte. De esa manera, la compañía no solamente tiene ayuda a la hora de adquirir los mejores empleados, sino que representa responsabilidad.

2. Incrementa la productividad

Un empleado que se siente motivado presenta índices de producción más elevados. A fin de cuentas, de acuerdo con una investigación, empleados felices producen hasta un 88% más. Así que con una cultura organizacional fuerte, se tiene un nivel de compromiso más grande de los colaboradores.

3. Reducción de problemas

Con normas, valores y culturas muy bien definidos, la cultura organizacional ayuda en la reducción de conflictos, problemas y dificultades internas que pueden surgir. A fin de cuentas, todo lo que realmente es importante para la empresa queda claro.

4. Mejor gestión

Otra ventaja es la mejora de la gestión de equipo y un control más efectivo de los procesos internos de la empresa. Eso porque la cultura organizacional permite un acompañamiento más cercano de todo lo que sucede en la compañía.

Tipos de culturas organizacionales

De acuerdo con Roger Harrison, existen 4 tipos distintos de culturas organizacionales. 

1. Orientada al poder

En este tipo de cultura, la orientación es hacia el poder, así que acostumbran enfocar sus liderazgos en solamente una persona, que en general es el emprendedor o gerente. En general, en este tipo de cultura la orientación es totalmente voltada a resultados, lo que hace que tenga un clima de competencia. 

2. Orientada a las personas

La cultura orientada a las personas tiene su enfoque en el personal de la empresa. Así que las compañías que tienen esta cultura organizacional valoran mucho el trabajo de la gente que hace parte del negocio. En este modelo, el empleado tiene el primer puesto, de manera que es el centro de la compañía.

3.  Orientada a función

Este tipo de cultura se enfoca en tener profesionales con características específicas, para que ejecuten actividades que agreguen conocimiento. En general, este modelo de orientación, el enfoque está en lo que hay que hacer en el trabajo y lo hacen por medio de proyectos. Es común no haber niveles jerárquicos y la innovación y tecnología están muy presentes, así que, cada persona es responsable por lo que hace, no teniendo un jefe. 

4. Orientada al trabajo

En este modelo los papeles en el trabajo son muy bien definidos, así que cada uno sabe bien cuál es su papel en la empresa. Sigue una estructura de personal en la base, en el medio y en el topo de la pirámide. Es muy común en organizaciones públicas.

¿Cómo implementar la cultura organizacional en mí empresa?

Implementar una cultura organizacional en una empresa no es algo que tiene una receta de pastel, por ejemplo. Eso porque es algo que, en general, se hace de manera natural. Sin embargo, existen prácticas que traen buenos resultados.

1. Haga una evaluación

El primer paso rumbo a una organización cultural es hacer una evaluación general de la empresa. O sea, de cómo se desarrollan las actividades. Esto porque si ya hay una cultura para esto, entonces, debes integrarte a la cultura organizacional. 

En general, la manera cómo se desarrollan estas actividades se hace de forma natural, sin la necesidad de una definición, así que, mismo sin una formalización, las empresas ya tienen un estándar de trabajo, que de manera general, es reflejo de los fundadores y líderes.

2. Define los norteadores

Es decir, es necesario definir bien cuáles son los pilares de organización: la misión, visión y valores que forman parte de las estrategias de la empresa. A fin de cuentas, estos son los indicadores por los cuales la empresa se va a fundar en toda su existencia para tomar decisiones.

  • Misión: es la razón por la cual la empresa existe;
  • Visión: es hacia donde la empresa quiere llegar en el futuro;
  • Valores: Los valores de una empresa son los que la guían hacia su objetivo.

3. Define los objetivos

Es importante tratar de delinear cuales son los objetivos de la empresa al implementar la cultura organizacional. Y, además de eso, es importante alinear estos objetivos junto a los empleados, desde el primer momento en que pasan a hacer parte de la empresa. Eso para que todos caminen rumbo hacia el mismo objetivo. 

A fin de cuentas, los líderes y empleados deben tratar de enfocar sus esfuerzos para llegar al mismo lugar, mismo que, cada uno cumpliendo su papel. Por lo tanto, es importante que todas las partes compartan los mismos ideales.

4. Establezca reglas

Es importante establecer reglas y dejarlas muy claras a todos. Y eso puede ser sobre todo: el dress code de los empleados, cuáles son los horarios de trabajo — si los tiene establecidos, o se son libres, desde que el trabajo esté hecho — si es necesario estar en la oficina, o se es posible el home office o trabajo remoto y todo. 

En verdad, estos son algunos ejemplos de temas que se deben establecer reglas. Sin embargo, es importante tener muy bien definido todo lo que es importante para la empresa y dejar todo siempre bien aclarado con todos.

5. Disemine la cultura organizacional

Con los principales puntos aclarados, ya tienes una estructura de la cultura organizacional de tu empresa. Así que, entonces, ha llegado la hora de ponerla en práctica. Por lo tanto, es importante empezar a diseminar  por la empresa y lo puede hacer por medio de documentos, o cómo crees que es el mejor. 

Este también es el momento de dejar claro todos los puntos importantes de la cultura para los empleados con las reglas para eso. Por ejemplo, el empleado que se atrasa, ¿tiene punición? ¿O esto no es algo relevante para la compañía? Además, los que hacen más de lo que necesitan, ¿son recompensados? Todo eso debe ser muy bien aclarado.

6. Contracte la gente que comparta la misma cultura

Es importante que todos caminen rumbo hacia el mismo objetivo. Sí, es verdad que en este camino, cada uno tendrá su papel. Pero todos deben estar enfocados en llegar al mismo lugar. Y por eso, el reclutamiento pide mucho cuidado: los profesionales contratados deben tener un nivel de compatibilidad con los valores y la cultura de la empresa. 

Entonces, es importante tener en consideración no solamente las habilidades profesionales de las personas, así cómo también sus habilidades comportamentales, para garantizar estar contratando gente según su cultura organizacional. 

7. Promover acciones que compromete el equipo

Bueno, después de implantar la cultura organizacional, es importante hacer que los empleados sean embajadores de la marca. Así que es muy importante promover acciones que acerque el equipo y los comprometa. 

Estos pueden ser eventos sociales, se puede crear rituales y conmemoraciones especiales y todo lo que pueda comprometer a la gente y hacer que estén más cerca de la compañía. Además de eso, también es importante — y sobretodo necesario — solicitar el feedback de la gente que trabaja con usted.

¿Cómo identificar una cultura organizacional tóxica?

 Es importante decir que no es siempre que la cultura organizacional vaya ser algo bueno. Hay veces que las empresas tienen una cultura organizacional, pero son tóxicas. Sin embargo, ¿cómo reconocer si la cultura organizacional de mi empresa es tóxica o no?

Chismes malintencionados

Los chismes son alertas rojos para una cultura tóxica. Eso porque, por veces, representan que no hay un acercamiento por parte de los empleados. Y la cultura que aleja a los empleados no es buena. 

Desmotivación

Una buena cultura organizacional debe tratar de motivar a sus colaboradores. Si eso no pasa, entonces la cultura puede estar siendo tóxica. Por lo tanto, es importante tratar de poner atención en este punto.

Turnover

Si el índice de turnover de la empresa es alto, es necesario observar bien de cerca lo que está pasando. Eso porque no necesariamente un turnover alto significa una cultura tóxica, pero por algún motivo la gente no está aguantando trabajar para usted —  y debes investigar el por qué.

Finalmente, la cultura organizacional puede ser muy positiva para una empresa, desde que haga una importante evaluación de qué cultura quiere tener y si en lugar de una cultura saludable, tiene una cultura tóxica, que aleja a los empleados al lugar de acercarlos.

Por lo tanto, ahora que ya sabes que es la cultura organizacional y cómo implementarlas, te invitamos a leer nuestro contenido: Los empleados también son clientes: por qué es importante crear un mejor help desk interno.

Solución completa para atención al cliente

Support Suite es una solución de servicio moderna que reúne un conjunto de herramientas para mejorar la relación con sus clientes.